Declaración Sociedades 2017 y Novedades 2018

En el fin de semana pasado he estado hojeando el documento sobre la Declaración de Sociedades en mi país, correspondiente al ejercicio fiscal de 2017, así como las novedades para 2018, que ya difundí en el sitio Contable y Fiscal, texto "Estudio Impuesto de Sociedades", que se presentó la semana pasada por el Registro de Economistas Asesores Fiscales (REAF) –órgano especializado en fiscalidad del Consejo General de Economistas de España– (si quieres acceder al documento, clickea AQUÍ). Con los datos de recaudación de 2007 a 2017 los economistas asesores fiscales consideran que, aunque se han incrementado los beneficios de las empresas en la salida de la crisis, a la recaudación por Sociedades le cuesta remontar, pese a haberse tomado medidas excepcionales como las restricciones a la compensación de pérdidas, la limitación de las deducciones por doble imposición, la imposibilidad de deducir deterioros –incluso con obligación de revertir los deducidos con anterioridad– o el fuerte incremento de los pagos fraccionados. Atribuyen este hecho a las pérdidas acumuladas por las empresas durante la crisis –que ahora están compensando–, y a la internacionalización de las grandes empresas, lo que produce que una parte muy importante de sus beneficios tengan origen en el extranjero –tributando por tanto allí–. Aun así, el REAF estima que el porcentaje de recaudación sobre el PIB en España, cercano al 2,5%, está en línea con los países de nuestro entorno.
Evolución del número total de declarantes del impuesto de Sociedades. Fuente: AEAT.
Respecto a las novedades normativas que afectan a la Declaración de Sociedades 2017, desde el REAF destacan las siguientes: la imposibilidad de deducir las pérdidas habidas en transmisión de participaciones significativas y, en determinados casos, la minoración de las mismas, si se trata de pequeñas participaciones. En sentido positivo, mencionaron que la deducción prevista para las producciones cinematográficas se ha mejorado en algunos porcentajes y límites. En cuanto a los principales aspectos a tener en cuenta cuando las empresas y asesores se enfrentan a esta declaración, alertan, entre otros, de los diferentes criterios administrativos sobre la deducibilidad de los intereses de demora, de la necesidad de prestar atención a la normativa mercantil cuando se trata la deducibilidad de las retribuciones de los consejeros con funciones ejecutivas, y de que los Tribunales Económico-Administrativos consideran que la compensación o no de bases imponibles negativas es una opción irrevocable cuando ha transcurrido el plazo voluntario para declarar. Asimismo, desde el REAF llaman especialmente la atención especial sobre uno de los pocos incentivos que no han sido podados, la reserva de capitalización. Este texto también se ha editado en el Sitio de Manuel, bajo el título  "Recaudación de Sociedades cuesta arriba" (Fuente de la información y de las imágenes: REAF).
Recaudación total del Estado español (millones de euros).  Fuente: AEAT

Palabras que funcionan

Está claro que si quiero cambiar la percepción que mis interlocutores tienen de mí, debo transmitir los mensajes correctamente. Esta reflexión no es mía, la leí hace una década en el texto de Frank Luntz, Words That Work: It's Not What You Say, It's What People Hear[1], que traducido con mi inglés oriundo de los Montes de Málaga es algo así como "Palabras que funcionan: no es lo que decimos, es lo que la gente escucha". Para el autor, lo más importante no es mi mensaje, sino la forma en que lo recibe mi audiencia. Si uso las frases adecuadas, de forma estratégica y táctica, puedo cambiar la opinión y el comportamiento de mis interlocutores. Puede ser que disponga del mejor mensaje del mundo, pero eso no representa nada si el significado de mis palabras no se entiende como lo deseo. 

Mis receptores siempre escucharán lo que digo a través del prisma de mis prejuicios, emociones y preconcepciones, por lo que es esencial conectar empáticamente con mis interlocutores para ganarme su confianza. Para Luntz, tres son los puntos clave para impulsar mi marca personal: usar la claridad para crear impacto (lenguaje sencillo para conectar eficazmente), empatizar para conectarme con la audiencia (estudiarla primero) y conseguir que mis mensajes sean memorables (escoger las palabras adecuadamente). A continuación te dejo un vídeo, en inglés, alojado en Youtube cortesía de Run For Millionarie, con un resumen animado del libro. Este texto también se ha editado en el Sitio de Manuel, bajo el título “No es lo que te digo, es lo que escuchas” (Fuente de la imagen: pixabay).
______________________________
[1] Luntz, Frank. Words That Work: It's Not What You Say, It's What People Hear. Editorial Hachette Books. 2008.